CASA ORDENADA Y FELIZ

Está demostrado que tener la casa ordenada es saludable y te hace feliz. Descubre las claves para ordenar de Marie Kondo, la autora de La magia del orden.

 

El método konmari

Tanto si te enganchaste al reality de Netflix ¡A ordenar con Marie Kondo! –nosotros sí, lo tenemos que confesar– como si te suena a japonés, no te pierdas las claves del método KonMari para ordenar.

La magia del orden

Antes de arrasar en Netflix, Marie Kondo ya había triunfado hace años en las librerías con La magia del orden, el libro en el que recoge sus principios y sus trucos, y del que se han vendido millones de copias en el mundo entero.

Fuera cosas inútiles

Siguiendo el método KonMari, la primera clave para ordenar la casa para siempre es deshacerte de todo aquello que no usas.

Ordená por categorías

La siguiente clave es pensar globalmente. En lugar de ordenar por habitaciones, uno de los errores más habituales a la hora de ordenar, hacelo por grupos de cosas (comida, ropa, libros…). Así sabés qué es lo que tenéss realmente desperdigado por casa y podés decidir correctamente qué es lo que necesitás y qué es lo que no.

Empezá por lo menos complicado

Comenzá por la ropa, por ejemplo. Y dejá para el final las fotos y los recuerdos, que son cosas de las que cuesta más desprenderse. Truco de Marie Kondo: lo de las fotos y los recuerdos no lo hagas delante de nadie de tu familia.

Hacelo de una

Si lo hacés de una sola vez, tendrás resultados inmediatos y te motivará. El truco es hacer una primera gran intervención, y después mantener el orden diario.

Ropa por colores y con tres pliegues

Uno de los pilares de Marie Kondo para mantener la ropa adecuadamente es ordenarla por colores para no perder tiempo a la hora de elegir qué te ponés. Y el otro, doblar la ropa en tres pliegues y colocarlas en vertical para ver lo que tenés y agarrarlo fácilmente. Acá tenés todos los trucos para ordenar el armario con el método KonMari.

Sacá partido al espacio

Frecuentemente olvidamos paredes, bajos de armarios y otros espacios donde se puede almacenar todo aquello que no nos cabe en los lugares habituales.

Compartimentá

Un lugar para cada cosa y una cosa para cada lugar. No solo tenéss que prever espacios donde almacenar, sino también compartimentos para que los elementos no se mezclen entre ellos, facilitando la localización y el uso. Es una de las claves de cómo aprovechar al máximo el espacio en la cocina y en el baño a lo Marie Kondo.

Prescindí de elementos inútiles

El bidé o la bañera, por ejemplo, son totalmente prescindibles si quieres sacar el mayor partido posible a un baño pequeño y mantenerlo ordenado.

Combatí el KOMONO

El correo, las facturas, los descuentos, la propaganda, las revistas, los CDs y todos esos objetos varios desperdigados que en japonés llaman “komono” son uno de los principales causantes del desorden. No dejes que se acumulen. Colocá una bandeja donde depositarlos, por ejemplo, y revisalos periódicamente.

Aprovechá el cambio de armario

Es un gran momento para hacer “limpieza”. Distribuí la ropa en 3 montones: uno con lo que tenéis claro que querés quedarte, otro con las cosas para tirar directamente, y un tercero con lo que necesitarías arreglar.

Usá el truco de la caja

Si hay objetos que no sabés si tirar o conservar, metelos en una caja, cerrala y poné la fecha. Si pasado un año no la abriste significa que no lo necesitás, así que tiralo directamente. Y recordá que para no tener que deshacerte de las cosas, lo mejor es que no las acumules. Fijá la regla de que por cada cosa (ropa, utensilios para la cocina…) nueva que metas en casa, unas o dos cosas deben salir antes.

ORDENAR LA CASA PUEDE SER EL PRIMER PASO PARA PONER TU VIDA ORDEN EN TU VIDA Y SER FELIZ

Para todas esas cosas que querés conservar pero no le encontrás un espacio físico en tu casa (como muebles heredados, álbumes de fotos, cosas que usás ocasionalmente, etc) está Space Guru.

Author